Noticias.

  • Por

    admin

  • Categorías

    noticias

La Cofradía de la Alubia se viste de gala

Todos en su sector son unos campeones. Juanín, el jugador leonés del Abanca Ademar que tiene un interminable palmarés, el chef Peña, un reconocido en los fogones, y la Academia Básica del Aire, que cuenta con una dilatada historia en formación y valores. Es así que a la Cofradía Gastronómica de la Alubia de La Bañeza le espera una buena cosecha, al menos de éxitos, con sus nuevos embajadores. La entidad celebró ayer el séptimo gran capítulo, donde reconoció la carrera y el tesón del deportista, el cocinero y la institución, representada por los tenientes coroneles Félix Santos e Ingnacio Moll.

Como es tradición, todos juraron divulgar el producto con la condición de «ser desterrados» y «no volverlo a probar» si no cumplen su promesa. El acto central se celebró en el teatro municipal, donde se fueron repasando las trayectorias de los nuevos Alubieros de Honor. El chef Peña aseguró «defender con todo el orgullo del mundo la alubia de La Bañeza», y recibió el testigo de promocionarla en su «cocina canalla». También Juanín respetará el juramento. «Siempre he defendido mi condición de leonés y ahora sumo una causa más para hacerlo que es esta alubia bañezana», repasó. Tampoco podía ser menos la Academia Básica del Aire, que ayer estaba representada en los dos tenientes coroneles. Félix Santos fue el encargado de trasladar los agradecimientos, recordando que «todos somos aviadores, unos del aire y otros de los pucheros», explicando que «vosotros— por la cofradía— añadís cultura a la alubia y así también alimenta el alma porque le aportáis el ingrediente del entusiasmo».

Junto a los Alubieros de Honor, la cofradía también nombró dos nuevas ‘hermanas’, que igualmente dieron su sí al juramento. Además, se dieron sendos reconocimientos a Ibañeza.es y a la 8 Televisión de León, que en diciembre cumple 25 años.

El capítulo contó con el acompañamiento de doce cofradías gastronómicas de toda España y con un colorido desfile donde los pendones y las capas lucieron como bien manda la tradición.

 

Fuente: Diario de León